2 SUEÑOS ALINEADOS

Día Dos - Sueños Alineados

IGLESIA ANCLA

 

1Tiempo después, el Señor le habló a Abram en una visión y le dijo:

—No temas, Abram, porque yo te protegeré, y tu recompensa será grande.

2Abram le respondió:

—Oh Señor Soberano, ¿de qué sirven todas tus bendiciones si ni siquiera tengo un hijo? Ya que tú no me has dado hijos, Eliezer de Damasco, un siervo de los de mi casa, heredará toda mi riqueza. 3Tú no me has dado descendientes propios, así que uno de mis siervos será mi heredero.

4Después el Señor le dijo:

—No, tu siervo no será tu heredero, porque tendrás un hijo propio, quien será tu heredero.

Génesis 15:1-4

 

¿Alguna vez has sentido que algo te falta? Muchas veces podemos experimentar abundancia y favor en diferentes aspectos de nuestra vida, pero puede haber ‘huecos’ en nuestro corazón por aquel sueño o anhelo que no se ha cumplido.

En esta historia vemos el deseo de Abram, no se trata de una buena idea, esta era la voluntad de Dios para la vida de Abraham. Llegar a convertirse en padre. Nuestras ideas y planes no solamente deben de alinearse con nuestra expectativa del futuro, estos sueños también deben estar sometidos a la voluntad de Dios para tener no sólo el futuro que deseamos si no el que realmente Dios sabe que necesitamos.

Abram podía expresar su dolor y deseo delante de Dios porque sabía que la presencia de Dios es el mejor lugar para encontrar dirección y consuelo. Cuando estamos en comunión con Dios, nuestros sueños se alinean a su voluntad.

 

ORACIÓN:

Padre, gracias porque tú tienes los mejores sueños y planes para mi vida, aún mejores de lo que yo puedo desear para mí mismo. Ayúdame a alinearme con tu voluntad y poder conseguir un futuro lleno de tu presencia y dirección. En Cristo Jesús. Amén.

IGLESIA ANCLA

SÍGUENOS EN NUESTRAS REDES SOCIALES

CONTÁCTANOS